miércoles, 10 de noviembre de 2010

DE SEPULCROS Y MADRESELVAS


El cántaro
acalló su arrullo
Y
la tempestad rompió
en llanto,
rompió en silencio.

Sepultada en vida,
la pasión rasguñó la piel
buscando el aire
que encendiera el fuego.

Sepulcro de miedo
- tonto refugio -
convertido en mortaja ardiente...

Sobre él
hoy crecen madreselvas
y
su perfume sacude la tierra.
Impiadoso
el rocío de la madrugada
le devuelve su arrullo
en lágrimas.


12 comentarios:

  1. siempre un gusto leer tus creaciones, Susana,

    ResponderEliminar
  2. El miedo suele ser un tonto refugio, donde pretender sepultar a la pasión, BELLÍSIMA IMAGEN
    "rasguñó la piel buscando el aire/que encendiera el fuego" Me encantó. Muchos besos

    ResponderEliminar
  3. Que pena da este poema...
    Ufffff, me llenó de tristeza.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Si la tempestad no rompe, nos rompe por dentro.
    Qué triste que el miedo sepulte en vida.
    Fue un placer leerte, una vez más.
    Un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  5. Es triste. Espero el renacimiento. Siempre.

    Un beso grande!

    ResponderEliminar
  6. Los refugios son para ponernos a salvo y los amores a veces son mas arriesgados, no quieren tanto cuidado, quieren vivir aunque sea bajo tierra y tapados por madreselvas, somos nosotros quienes ponemos el amor en un tonto refugio por miedo, por inseguridad, por vergüenza, etc.
    El amor si lo dejás solito, escarba con uñas y dientes y sale a sacudirse la tierra.

    Me encantó este poema, besos!

    ResponderEliminar
  7. Gracias Pato!!! has sido la visitante nº 8000!!! no lo puedo creer...igual no te ganaste nada ehhh jaja

    ResponderEliminar
  8. Es una maravilla poder leer siempre tus poemas.

    Un besico enorme

    ResponderEliminar
  9. Profundas imágenes cargadas de tristeza nos regalas en estos versos. La imágenes que logras son de muy buena calidad. Te felicito.

    ResponderEliminar
  10. Qué movilizante... la verdad, cuando nos refugiamos en el miedo, creemos estar seguros pero es una trampa mortal!
    gracias por compartilo
    cariños...

    ResponderEliminar
  11. Es un poema triste y que crea cierta congoja pero ayuda a renacer...
    Unplacer visitarte, siempre.
    besos y abrazos querida Beatriz.

    ResponderEliminar
  12. Así vamos durante muchos tramos del camino, sepultados en vida, amortajados sin darnos cuenta.
    Un saludo.

    ResponderEliminar

Has entrado en La Caja, cuéntame lo que encontraste, déjame tu huella, quedará guardada.

Ecos

Paredes infranqueables sostienen su mundo. Paredes construídas con ladrillos huecos y si bien no son visibles, él escribe con una piedra ...