martes, 25 de mayo de 2010

COMO EN EL GRAN CIRCO


El acróbata del gran circo
vive saltando sin red..
con el rostro pintado de sonrisas.
Y como en el circo...
el acróbata despierta maravillas,
mientras las lágrimas de sudor
rocían su piel y oxidan sus años.

El acróbata del circo
es aplaudido en cada función:
-¡qué maravilla!- exclama la multitud.
Mas el acróbata del circo
sólo quiere sus pies en tierra firme,
su corazón palpitando más lento...
El aire fresco del anochecer
besando su rostro sin maquillaje.

Lleva años saltando sin red..
y sus piernas no le resisten tanto.
Teme quedar suspendido en el aire
por demasiado tiempo...
y no llegar a su destino.
El bello acróbata de circos...
ha perdido destreza o tal vez voluntad.
Y a cada comienzo de función
se inclina,desde el indiferente trampolín,
saludando a su expectante público.

Serán los años de ejercicio
o tal vez el oxido en su mente...
por lo que el experimentado acróbata
esboza una sonrisa pintada...
intentando, tal vez, por última vez
alcanzar por fin aquella roca que lo sostenga.


5 comentarios:

  1. Así es esta vida, no nos da tiempo a ensayar y saltamos siempre sin red, hasta que un día ya no podemos saltar más.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. La luz del acróbata se está apagando.
    Le esperan una exigua pensión y una lápida en tierra firme.

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Creo que todos tenemos o somos un poco acrobatas en esta vida.
    Saltamos sin red, hasta que algún dia nos sorprenda la falta de fuerzas y ...
    Besos y abrazos corazón!

    ResponderEliminar
  4. Yo tambien pienso que en el fondo todos acrobatas pero lo malo es que cuando caemos,caemos sin red.
    Un besico

    ResponderEliminar
  5. La acrobacia más bella de la vida, es ser fiel a uno mismo y repartir amor en cada amanecer.
    Mi abraciño,
    Rosa María

    ResponderEliminar

Has entrado en La Caja, cuéntame lo que encontraste, déjame tu huella, quedará guardada.

LOS LATIDOS DE MAYANA

       Kalimani  ,   aprendió de su abuelo Katochi , todo lo que un niño de 14 años debía saber ; sentados frente a frente y con s...